El don de la Asertividad

La asertividad es una habilidad que puede desarrollarse y entrenarse como cualquier otra habilidad o destreza. Instaurar este estilo de comunicación en la vida diaria permite la creación de relaciones sociales, familiares y laborales más saludables y estables. El estilo de comunicación asertivo es un punto intermedio entre el estilo de comunicación agresivo y el estilo de comunicación pasivo.

Comunicarnos desde la asertividad supone expresar abiertamente nuestras opiniones, deseos, sentimientos…, respetando la de los demás. En nuestro artículo sobre estilos de Comunicación puedes consultar de forma más detallada los diferentes estilos de comunicación. En este artículo vamos a profundizar sobre asertividad en distintos contextos de nuestra vida y terminaremos con algunos consejos y ejercicios para desarrollar la asertividad.

asertividad

¿Qué es la Asertividad? Significado y definición

La Asertividad es un estilo de comunicación que se caracteriza por expresar los sentimientos, emociones, pensamientos, opiniones…, respetando el punto de vista de los demás.

Las personas que utilizan el estilo de comunicación asertivo son capaces de expresar todo lo que piensan, opinan o sienten a pesar de que la persona con la que interactúan tenga una visión contraria. Se trata de defender nuestras opiniones sin ofender o criticar la de los demás.

No se trata de imponer nuestros pensamientos u opiniones, sino de expresarlos con honestidad y respetar perspectivas contrarias.

Las personas que utilizan la asertividad, son capaces de encontrar acuerdos entre perspectivas u opiniones diferentes, poniéndose en el punto de vista de la otra persona y llegando a un punto intermedio entre ambas opiniones.

Asertividad en la Pareja

En muchas ocasiones, es difícil encontrar una forma adecuada para mostrar los sentimientos y opiniones a nuestra pareja. Es frecuente temer que el otro miembro de la pareja se sienta herido o atacado con nuestras opiniones o sentimientos. Por esta razón, en muchas ocasiones recurrimos al estilo comunicativo agresivo o pasivo. Son frecuentes los reproches, gritos, críticas, evitaciones de la pareja… Este tipo de interacciones pueden generar grandes daños en nuestra relación.

Como Psicólogos expertos en Terapia de Pareja en Málaga en las terapias maritales siempre programamos un módulo donde trabajamos los estilos de comunicación en la pareja y facilitamos la comunicación asertiva a través de roles y dinámicas. Recuerda que comunicar a tu pareja con honestidad y respeto cuales son tus sentimientos u opiniones será la base para que podáis disfrutar de un amor pleno y saludable.

Asertividad en el Trabajo

En el trabajo es fundamental desarrollar la capacidad de asertividad. El clima y las relaciones que se establecen en el trabajo determinan en gran parte nuestra satisfacción laboral. En las relaciones laborales, y sociales, muchas veces surgen conflictos y dificultades. En el trabajo es fundamental saber decir «no», aceptar las críticas constructivas y defender las propias opiniones y perspectivas, así como respetar las del resto de compañeros.

Asertividad en la Familia

La comunicación asertiva en la familia es necesaria para establecer unas relaciones familiares positivas y sólidas. Saber cómo expresar nuestras opiniones, deseos, sentimientos y necesidades favorece el entendimiento y comprensión por parte del resto de familiares. Reconocer y entender nuestras necesidades, deseos, inquietudes…, así como respetar la opinión de todos los miembros de la familia es la base para ofrecer y pedir el apoyo emocional necesario ante determinadas situaciones.

En la familia es muy importante consultar algunas decisiones con todos los miembros de la familia. Al igual que, en muchas ocasiones, se tomarán decisiones que resultarán desagradables para algunos miembros, por lo que será muy importante comunicarles la decisión de la forma más asertiva posible. De esta forma, se puede evitar sufrimiento, daño o enfado en los familiares, utilizando siempre la comprensión y la aceptación de sus sentimientos y opiniones.

Asertividad en Niños

Desarrollar la asertividad en los niños resulta igual de importante que fomentar estas habilidades en los adultos. Los peques se enfrentan a situaciones nuevas constantemente, generando respuestas emocionales muy intensas. Las emociones intensas puede generar episodios de ira, llantos, enfados, miedo, o rabietas. A su vez, estas emociones pueden provocar situaciones conflictivas (agresivas o pasivas) en las relaciones sociales de los peques. Aprender habilidades asertivas permite a los niños ponerse en el lugar de sus compañeros y familiares, entender puntos de vista diferentes y regular sus propias emociones.

Ejercicios para desarrollar la asertividad

Hemos dividido los ejercicios para desarrollar la asertividad por edades. Esperamos que te sean prácticos y concretos para que puedas practicar tanto en casa como el trabajo.

Ejercicios para desarrollar la asertividad en adultos

Te proponemos una serie de técnicas destinadas a mejorar la asertividad. Te aconsejamos que practiques al menos una de ellas, una vez al día. Al principio, puede que te cueste llevarlas a cabo en determinadas situaciones. Pero con la práctica, conseguirás sentirte con más destreza y habilidad en las comunicaciones asertivas.

  • Evita términos de carácter absoluto, como nunca o nada. Estos términos enfatizan la culpabilidad y responsabilidad que tiene la otra persona sobre el hecho en cuestión, generando emociones muy negativas.
  • Evita los comentarios críticos: En lugar de realizar críticas, te proponemos que utilices las quejas. La diferencia fundamental entre la crítica y la queja es que el comentario crítico conlleva acusación. La crítica hace responsable a la personalidad de la persona, mientras que la queja solo hace referencia a un hecho concreto, sin generalizar al resto de situaciones.
    Por ejemplo, si un miembro de la pareja está enfadado porque su pareja no se ha acordado de comprar el pan, es más favorable que responda con una queja del tipo «Me molesta que no te hayas acordado de comprar el pan», a una crítica, como, por ejemplo, «Siempre igual, ¿por qué eres tan despistado?».
  • Utilizar frases en primera persona.
  • Técnica del sándwich: La técnica del sándwich se utiliza para expresar un desacuerdo o decir «no».
    Se trata de ante un desacuerdo o negativa, antes de expresar estas situaciones, emitir un mensaje positivo a la otra persona. Tras el mensaje positivo, se expresa nuestro desacuerdo y después, nuevamente, un mensaje positivo.
  • El banco de niebla: Cuando estamos conduciendo por la carretera y en nuestro camino aparece un banco de niebla, la opción más adecuada es detenerse o reducir la velocidad y conducir con mucha calma y cuidado. De lo contrario, las consecuencias de continuar a la velocidad previa y sin atender a la niebla pueden ser muy catastróficas.
    La idea de esta técnica es que se utilice el mismo procedimiento seguido ante la niebla, en situaciones conflictivas. El banco de niebla es una técnica que se utiliza para evitar respuestas impulsivas, generadas por una situación conflictiva o inesperada. El objetivo de esta técnica es analizar la situación sucedida y detenernos unos minutos para ver que emociones se han suscitado en nuestro interior. Tras un periodo de reflexión, una vez evaluadas las emociones y sentimientos que se han generado, se emitirá la respuesta ante la situación conflictiva.

Además de estos ejercicios para desarrollar y entrenar las habilidades asertivas, te recomendamos que visualices el siguiente vídeo. En el vas a recibir consejos muy prácticos sobre como fomentar las habilidades asertivas en tu día a día y, sobre los que beneficios vas a obtener si consigues automatizar este estilo de comunicación.

Ejercicios para desarrollar la asertividad en Adolescentes

El entrenamiento en asertividad en los adolescentes es tan importante como practicarla en la vida adulta. En la adolescencia, debido a que el propio concepto e identidad personal no está formado, los adolescentes buscan la identificación a través de la aceptación en el grupo de amigos. Por ello, en muchas ocasiones se prefiere no expresar los sentimientos, deseos, inquietudes u opiniones por miedo a no ser aceptados por el resto de compañeros. El entrenamiento en asertividad permite que los jóvenes expresen sus emociones y opiniones abiertamente, respetando la de los demás, y que aprendan a decir «no».

A la hora de decir «no» existen dos pautas que es necesario seguir para expresar la negativa de forma asertiva. A continuación, se describen cada una de ellas:

  • Al decir «no», es importante no poner excusas sobre ello. Es decir, es necesario ser sinceros y expresar los motivos por los que no se va a realizar la petición o invitación.
  • Expresar abiertamente la preferencia u opinión, a pesar de ser contraria a la del resto del grupo. No se trata de imponerla, simplemente de expresar la opinión y valorar la perspectiva de los demás como igual de valiosa que la propia.

El entrenamiento de las habilidades asertivas en los adolescentes se basa especialmente en el «juego de roles». Se trata de un juego que consiste en la escenificación de una serie de situaciones. A través de este juego se pueden practicar situaciones en las que el adolescente deba hacer frente a una crítica, decir que «no» a una invitación, expresar una opinión contraria al resto. Se puede realizar este juego en familia, favoreciendo las habilidades tanto del adolescente como las habilidades asertivas del resto de familiares.

Ejercicios para desarrollar la asertividad en niños

El entrenamiento en asertividad en los niños resulta de especial importancia. Enseñar este estilo de comunicación desde la infancia favorece un mayor autoconocimiento, autoestima y una gran mejora en las relaciones sociales. Te animamos a que fomentes el estilo de comunicación asertivo en tus peques, a través de actividades diarias muy sencillas pero que tienen un gran impacto en el desarrollo de los niños. A continuación, te indicamos algunos ejercicios para fomentar la asertividad en los peques:

  • Los niños aprenden por imitación, por lo que no resulta extraño que los peques aprendan habilidades asertivas a través de la observación de sus padres y madres. En la vida diaria, se propician numerosas situaciones en las que es necesario utilizar la asertividad. Emplea cada una de ellas, interactúa con tus peques a través de la asertividad, origina situaciones en las que te vean resolver algún conflicto mediante técnicas asertivas y anima a que los peques las utilicen para resolver sus conflictos interpersonales.
  • Fomentar la empatía. Es la capacidad personal de ponerse en el punto de vista de la otra persona y entenderlo. Se trata de ponerse en el lugar de la otra persona para comprender su perspectiva, opinión o sentimientos. Esto se puede fomentar a través de cuentos o juegos. Por ejemplo, puedes propiciar un pequeño debate en casa sobre la resolución de un conflicto de una tercera persona. Los peques deberán resolver el conflicto teniendo en cuenta el punto de vista, preferencias y opiniones de la tercera persona, por lo que deberán utilizar la empatía. Puedes utilizar personajes de sus dibujitos preferidos, lo que generará una mayor motivación y dedicación en los peques.
¿Cuánto valoras esta información?:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Por favor, comparte ahora...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*Acepta la Política de Privacidad